Nunca es mal momento para salir a rodar en tu moto, sin embargo es importante tomar en cuenta las condiciones climáticas de tu ciudad, factores como lluvias, fuertes vientos y en algunos casos, nieve, pueden influir en tu viaje. Por eso, en Sabemos de Motos, te presentamos algunos consejos para viajar en moto durante el invierno.

Lo primero es utilizar la vestimenta adecuada antes de salir de casa, te recomendamos usar una primera capa de ropa térmica, para después ponerte chamarra, pantalones y botas gruesas, con esto tendrás la seguridad de siempre mantenerte en una temperatura corporal adecuada. En caso de lluvia, un traje impermeable será de gran ayuda.

Los aditamentos también son de suma importancia, usa guantes gruesos y cerrados que impidan el paso del aire frío o lluvia, así conducirás de mejor manera, ya que tus manos no se entumecerán. Mientras que el casco deberá contar con buena ventilación para evitar que se empañe y tengas una excelente visibilidad. Accesorios como un pasamontañas también te servirán para resistir más el frío.  

Ya que tenemos la indumentaria adecuada, es hora de revisar el estado de tu moto; si la presión de los neumáticos, sistema de iluminación, batería, niveles de aceite y demás elementos se encuentran bien, tendrás un buen viaje.  

Es importante recordar que tu seguridad es primordial, por lo que si durante tu trayecto notas que la lluvia o aguanieve alcanzan niveles extremos, lo mejor será detenerse hasta que las condiciones climatológicas y del asfalto mejoren

Por último te dejamos un video donde podrás apreciar a detalle éstos y más consejos para poder viajar en moto durante el invierno. Si tienes alguna otra recomendación, escríbenos en nuestras redes sociales, recuerda que juntos, Sabemos de Motos.



0 Shares:
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like
Cómo lavar tu moto en casa
Read More

Cómo lavar tu moto en casa

Una moto limpia habla bien de su dueño. Aunque pareciera un trabajo fácil, el no lavarla con los productos adecuados y con la debida atención, puede estropear sus partes o la pintura.